12 de agosto de 2017

Proyecto terminado

A pesar de los baches que tuve que brincar y de tener que cambiar la estructura de mi proyecto, por fin lo terminé. No use mi cámara para nada, en vez de un documental termino siendo un video personal basado en imágenes y audio. Para algunos familiares no hubo muchas imágenes que pude usar, pero aún así creo que quedo bien.

Al final de cuentas sigue siendo un proyecto de amor, que me va a ayudar a darle un cierre a mi duelo. Así que sin más que decir, les presento el video "Ausentes".


10 de agosto de 2017

Todo sigue igual

El título lo dice todo, nada ha cambiado, sigo deprimido y no he tocado la cámara para nada, trato de pensar en ideas para fotografía de producto y lo único que se me ocurre son ideas para retratos, los cuales no puedo hacer porque no tengo gente que retratar. Es el cuento de nunca acabar, día tras día, tras día. Sólo pienso en retratos, cuando lo más fácil para mi es pensar en naturaleza muerta, productos, objetos. Todavía una parte de mí reaciamente quiere ser como Joe McNally o cualquier otro fotográfo con un buen portafolio de retratos.

Por más que intento no me entra en mi cabeza que ese tren ya partió, que mi poca habilidad social así como mis pocos ánimos de salir del estudio, me hacen poco propenso a ser fotográfo de retratos. Es un círculo vicioso, un toma y daca constante, una triste realidad.

Otra realidad, odio mi vida, y desgraciadamente es culpa mía la situación en la que vivo, yo fracasé en mis trabajos, yo fracasé en mis matrimonios, yo fracasé en la vida misma. Realmente no se si podré sacar el ánimo necesario para salir de este bache, el cual lo veo más como un cráter, no se si habrá en mí lo necesario para sobrevivir esta etapa.

Las deudas son menos, tengo un ingreso fijo, poco, pero fijo, pero con esto llevo mucho tiempo. Yo mismo me hundí en el lodo y salir de ahí ha sido un proceso muy largo y muy desesperante.

Tengo algunas ideas, pero algunas son muy vagas y la mayoría son casi imposibles de llevar a cabo. Es como si al ver que cosas no están disponibles yo mismo las anoto en la lista de lo que necesito para hacer algún proyecto.

Otro día más donde me cuesta respirar, donde me cuesta hablar y donde sonreír no esta ni lejanamente remoto. Otro día mas de autodecepción, de cero autoestima y de cero ímpetu.

Dios (si existe) sabrá que lo intento, que hago lo posible por tener un pensamiento positivo y por activarme, pero son tantas las cosas negativas en mi vida que todas ellas me arrastran hacía abajo cuando quiero pensar en algo bueno, cuando quiero intentar sobrellevar la vida misma.

Tengo ya muchos meses sintiéndome así, muchas veces pretendo o finjo para que la gente a mi alrededor se sienta tranquila, pero no se cuanto tiempo más podré sobrellevarlo.

3 de agosto de 2017

Días inevitables

Hoy es uno de esos días donde simplemente me despierto deprimido, recordando todas las malas decisiones que he tomado en la vida y pensando que estoy en un estancamiento del cual nadie, ni Dios mismo me puede sacar.

Me paso cada momento lamentándome, deseando estar en otro lugar, haciendo otras cosas, libre de la esclavitud de la rutina diaria, cumpliendo mis sueños más locos y difíciles de realizar.

Inmediatamente, regreso a este planeta, recordando donde estoy y que no puedo hacer nada al respecto para cambiarlo. Es simplemente un día donde mi consciencia y mi autoestima estan ausentes, no disponibles para hacerle frente a mi depresión.

Lamentablemente, quedarse sentado pensando solamente en los aspectos negativos de mi existencia no es la solución, la solución esta en mí y por más que quiera que alguien más llegue y me resuelva la vida, eso jamás va a pasar. 

Soy yo el que tengo que hacer algo al respecto, pues ya estoy harto de días como este. El que logré hacerlo o no, bueno, eso ya es otra historia que después les contaré.

29 de julio de 2017

Aumentando la austeridad

Como sabrán ya estaba manejando un equipo bastante austero, con una Canon T5i un par de lentes de kit y un 50mm f/1.8. Por un tiempo estuve tentado por una Pentax K-50 la cual estaba a un precio irrisorio (6,000 pesos mexicanos), pero no tenía una justificación para comprarla.

Bueno, las cosas encajaron por si solas, un compañero ofreció comprar la Pentax y cambiarla por mi T5i, más una cantidad adicional de dinero. Todo esto me va a permitir en primero, liquidar una de mis deudas más antiguas, abonarle a otra más de mis deudas restantes y por último, no quedarme sin cámara.

Apenas empecé a usar la Pentax, creanme que por el precio, tiene muchísimas características y ventajas. El configurarla para trabajar fue cosa de minutos y en un dos por tres me acostumbré a su interfaz y sus botones. Inclusive ya la probé en el estudio con un auto retrato, el cual no publicaré porque la verdad salgo muy feo, pero la foto salio con muy buena calidad.

Ahora si pretendo quedarme en esta austeridad, lo que significa la Pentax con el lente del kit (18-55mm), tal vez invertir un poco en un 50mm pero hasta ahí. Ya tengo flashes, ya tengo luces de estudio, así que lo que me interesa es probar con mayores fundamentos que los resultados no están en la cámara que se use, sino en saber lo que haces y saber usar lo que tienes.

17 de julio de 2017

Cuando te aferras negativamente

Como mencioné en el artículo anterior mi proyecto se vino abajo, la idea de entrevistar a varias personas se vio truncada por la negativa de cada uno para hacer la entrevista.

Y aquí estoy, sin poder hacer nada al respecto y ya son varias semanas sin tocar mi cámara. También por otro lado, sigo aferrado a querer ser fotográfo de retratos, cuando la disponibilidad de gente para mi fotografía es prácticamente nula y mis habilidades sociales también están por los suelos, por lo cual no he podido conseguir a alguien.

Ya desde hace tiempo había pensado en enfocarme en fotografía de producto, para poder hacer algo con mi tiempo y con mi cámara, poder entretenerme y hacer algo de provecho, algo creativo.

Desgraciadamente ese aferrarme ha hecho que deje de lado la intención de fotografía de producto y me ha hecho perder tiempo cuando podría estar ocupado fotografiando varias cosas.

He decidido hacer a un lado esa obsesión que no me lleva a ningún lado y enfocarme nuevamente en el tipo de fotografía que es la que tengo disponible, voy a resetear mi mente y a buscar alimentar mi creatividad y empezar a buscar temas y proyectos que pueda hacer realidad en fotografía de producto.

Es hora de dejar a un lado los pesos que me han mantenido fijo y comenzar a tirar el lastre para poder emprender el vuelo a nuevas aventuras.

3 de julio de 2017

Cuando tu proyecto se ve frustrado

En mi artículo anterior les hablé de un proyecto que quería hacer relacionado con la gente que se ha ido. La idea era hacer una serie de entrevistas a varios miembros de la familia y saber su opinión respecto a los ausentes, si tenían alguna experiencia en particular con ellos, etc. Y, en base a eso, hacer una edición mezclando cada uno de sus comentarios.

Desgraciadamente la mayoría dijo que no, de una manera muy propia y en la mayoría de los casos era la pena de salir en cámara lo que ocasionaba la reacción negativa, inclusive hubo casos que tampoco querían que su voz saliera en el video.

Realmente, en este momento no se que voy a hacer, ya tenía listo el guión y estaba listo para grabar el audio.

Lo que se me ocurre es tratar de hacerlo con fotos y siendo yo quien hable durante todo el video. El pendiente que tengo, es que hay un par de los ausentes para los que no creo que haya muchas imágenes, si no es que prácticamente ninguna.

Ya veré que se me ocurre en estos días y si puedo conseguir las imágenes, aunque al final de cuentas va a terminar siendo un proyecto mucho menos impactante a lo que yo pensaba en un principio crear.

Así es la vida, a veces te dan, a veces te quitan. Pero bueno, tendremos fe en que al menos algo se realice.

1 de julio de 2017

Proyecto de video

Primero que nada deberán disculparme por no haber publicado nada últimamente. Este mes ha sido muy difícil para mi pues perdí a dos seres queridos. Así es, leyeron correctamente, dos seres queridos el mismo mes, uno a principios y otro a mediados.

Entre mi luto y la idea de querer un cierre, sobre todo porque en los últimos años he perdido a muchos seres queridos, se me ocurrió el  poder aplicar mi dolor y mis ganas de sanar a un proyecto de video que pueda ser benéfico no solo para mí, sino también para mis seres queridos, e incluso para alguno que otro extraño.

Todavía no tengo claro al cien por cien que voy a hacer, si tengo una buena idea del contenido y de a quienes voy a entrevistar, pero todavía faltan cosas como un guión y también una tabla de contenidos.

Cuando avance más al respecto les diré, mientras tanto esto es todo lo que les puedo decir al respecto. Yo, de momento empezaré a trabajar en este proyecto que no solo estoy seguro que me ayudara a sobrellevar mi duelo, sino que también me ayudará a mejorar mis hábilidades haciendo video.